Deplata

Todos hemos escuchado el término plata 925 en algún momento. Es probable haber oído hablar sobre éste término o haber leído algo sobre ello en algún momento. Además, se habla haciendo referencia a plata 925, de ley 925 o plata de ley. También se conoce con el término plata esterlina (sterling silver en inglés).

Pero en verdad, ¿sabemos lo que significa Plata 925 o plata de ley? Lo mas probable es que algunas personas que si entiendan lo que significa, ya sea por su profesión o sus estudios, o porque tienen especial curiosidad por este tipo de términos. Normalmente asocian el término a joyas o joyería y calidad, pero no saben exactamente cuál es su significado. Es importante conocer y entender estos términos antes de realizar una compra. Principalmente para saber si lo que estamos comprando es de una calidad determinada u otra. 

Plata 925 alta calidad

¿Por que se llama plata 925 o la plata de ley?

Primero es importante explicar que es la plata pura. Es aquella que tiene una pureza de plata del 100%, es excesivamente maleable, por lo cual no se utiliza para fabricar joyas. Esencialmente porque sería demasiado débil y blanda, y el diseño podría deformarse fácilmente. Para evitarlo, en la práctica se combina este metal precioso con otros metales, como se suele mezclar con el cobre. Esta combinación se realiza para restarle ese exceso de maleabilidad pero manteniendo un alto grado de plata. El grado de aleación entre este metal precioso y los otros metales determinará el grado de pureza de la joya.

En base a lo anterior, se puede encontrar plata 950, 925, 900 y 800 (plata leve). La plata 925 o de ley se llama así porque que se compone de un 92,5% de plata, y el resto de otro metal utilizado como el cobre. Se utiliza el número 925 ya que se establece que una pieza de Plata de ley 925 significa que si dividiéramos esa pieza en 1000 partes, 925 serían Plata pura y el resto, el otro metal. De ahí el término plata 925.

¿Por qué se utiliza habitualmente plata para las joyas?

Como explicamos anteriormente, dependiendo de su grado de pureza, ésta será más o menos maleable. Si es pura, con el 100% de pureza, no sería posible realizar una pieza de joyería porque sería excesivamente débil. Ello implicaría que la joya se podría deformar fácilmente.

Para evitarlo, se combina con otros metales. La plata 925 es muy utilizada en joyería y por los artesanos porque tiene un alto grado del metal precioso. Pero también porque la consistencia y su rigidez la hace especialmente apta para los diseños y para la durabilidad de las joyas.

Top